Cuidados básicos para tratar el suelo

Para mantener la fertilidad del suelo y conseguir que las plantas crezcan sanas tendremos que:

 


 


 

 

Proveer al suelo de materia orgánica

  • La materia orgánica es el alimento de la vida del suelo, especialmente de la vida aeróbica, mejora la estructura del suelo y permite que el suelo resista la erosión, retenga la humedad necesaria y provea a las plantas de los nutrientes que necesitan para crecer sanas.

Articulos relacionados

Mantener suelta la tierra en la superficie

  • La tierra no debe ser revuelta profundamente. La siembra directa y el cultivo mínimo son los más adecuados.
  • Se debe utilizar la maquinaria con mucho cuidado.

Proteger la superficie porosa del suelo contra las lluvias y la erosión

  • Esta protección se hace mediante Mulch (cobertura de malezas)) o por una siembra de cultivo de cobertura.

Fomentar la biodiversidad de cultivos

  • El monocultivo es más propenso a enfermedades y plagas. Es necesario fomentar la diversidad de cultivos, incluir la rotación y respetar el barbecho.

Proteger los cultivos del viento

  • Sembrar setos y árboles.
  • Los setos además de proteger del viento son refugio de insectos beneficiosos.

Enriquecer con micronutrientes

  • Cuando los cultivos muestran una deficiencia de algún micronutriente baja la resistencia de la planta. Es preferible añadirlo de forma extra.

Asociar cultivos

  • Las asociaciones de cultivos de plantas beneficiosas repelen ciertas plagas y a la vez son el hábitat de insectos beneficiosos.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *